Astenopía o fatiga ocular

La astenopía se conoce comúnmente como “vista cansada”, “malestar visual” o “fatiga ocular”. De entre todas la razones que pueden provocar este síndrome, el principal y más común es el uso prolongado de dispositivos digitales. A continuación te presentamos diferentes causas y remedios para este problema visual.

Síntomas de la astenopía

El término médico astenopía se refiere a lo que comúnmente conocemos como fatiga ocular . Cuando sufres de este problema los ojos están cansados y doloridos, y la visión parece estar borrosa. Estos síntomas pueden además agravarse si se ha pasado mucho tiempo leyendo, o prolongadas jornadas ante la pantalla de un ordenador o móvil.

Por este motivo, la astenopía es hoy en día un problema generalizado debido al estilo de vida cada vez más digital y a los malos hábitos de la sociedad moderna. Sin importar edad o sexo, la astenopía puede afectar a toda la población, notándose un discreto impacto mayor entre el público joven debido a que los ojos de estos todavía se están en pleno desarrollo.

Causas de la fatiga ocular

La astenopía puede ocurrir después de largos períodos de enfoque intenso, como ocurre durante la lectura. Las molestias son causadas por una falta de actividad cerebral, necesaria para la correcta concentración y coordinación entre el ojo y el músculo. En algunas personas, la astenopía es causada por diversos trastornos de la visión binocular, o problemas de la visión que se producen cuando nuestros ojos no son capaces de fusionar una imagen correctamente y sin síntomas (miopía, hipermetropía, astigmatismo).

Diferentes investigaciones han además demostrado que uso frecuente de smartphone’s y otros dispositivos electrónicos portátiles pueden provocar síntomas de astenopía. Navegar por internet o leer mensajes de texto o correos electrónicos en un teléfono móvil puede ser extramadamente estresante para el sistema visual, ya que los ojos deben esforzarse por leer las fuentes que, a menudo, tienden a ser muy pequeñas.

Factores de riesgo

Tener un trastorno de la visión binocular te expone, por lo tanto, a un alto riesgo de sufrir astenopía. Aunque para este tipo de problema los hábitos parecen tener un impacto muy fuerte. De acuerdo con encuestas recientes, de hecho, parece que hasta el 70% de los usuar

ios que pasan muchas horas ante pantallas alectrónicas, lecturas, documentos… presentan síntomas de astenopía tarde o temprano.

Tratamiento de la astenopía

Los tratamientos de las astenopía son muy comunes, pero imposibles de aplicar sin un diagnósito precedente preciso. Un examen ocular preventivo, siempre realizado por un especialista, es esencial para resolver el problema a tiempo y evitar el cansacio ocular excesivo hasta el punto de complicar las actividades cotidianas.

Entre los síntomas de mayor impacto, además de la sequedad y la fatiga ocular, la cefalea por astenopía es incapacitante y ocurre en aproximadamente el 90% de los casos, casi siempre junto a la sensación de nausea, fatiga y dificultad para concentrarse. Un buen médico, optometrista u óptico especializado, que trate los trastornos de la visión binocular y lleve a cabo prácticas de terapia visual en la oficina o en el hogar pueden ayudarte a paliar y sanar estos fastidiosos síntomas.

Para un diagnóstico correcto, todo oftalmólogo u optometrista intentará estresar tu sistema visual durante un examen ocular completo en un intento de reproducir tus síntomas. Si bien una simple prescripción para gafas puede ser parte del plan de tratamiento, algunos ejercicios para los ojos o lentes de contacto específicas pueden ayudar a calmar los síntomas.

Prevención

Para pevenir los síntomas de la astenopía puedes seguir algunos de estos consejos:

  • Deja de mirar tu pantalla durante algunos segundos cada 20 minutos para dar un respiro a tus ojos.
  • Aumenta el tamaño de la fuente de tus dispositivos electrónicos.
  • Usa la iluminación correcta para tareas intensas.
  • Sigue una dieta saludable y equilibrada, con una hidratación adecuada, y que incluya alimentos beneficiosos para la salud ocular (frutos rojos, alimentos ricos en omega 3 y sales minerales…)

En todo caso, la prevención es siempre la mejor cura. Por este motivo es esencial que, ante los primeros síntomas, acudas a un oftalmólogo u óptico especialista. En todos los centros ópticos asociados de LentillasOnline podrán ayudarte a encontrar el origen del problema y tratarlo de la manera que mejor se adapte a tus necesidades. Te sugerimos además que pidas consejo y pruebes las lentillas Ultra de Bausch&Lomb, diseñadas para satisfacer las necesidades de la vida digital y contrarrestar el estrés acomodativo.